Bienvenido al sitio web de Claudio Alpízar Otoya

Así soy

Un líder, un luchador



Cuando era adolescente, a Claudio Alpízar siempre se le podía mirar, en San Juan de Tibás, con un libro en la mano. Este Licenciado en Ciencias Políticas, siempre estuvo guiado por una avidez de erudición desde que aprendió a leer las biografías de vidas ejemplares para la humanidad.

Este es uno de los mejores politólogos del país que además tiene gran capacidad para interpretar los problemas de los costarricenses y proponer soluciones viables. En realidad, siempre se propuso, y lo cumplió, ser un hombre de éxito para ayudar a su madre, una mujer que siempre fue dueña de su destino. Tal vez por eso, no sólo se convirtió en uno de los mejores estudiantes de su colegio sino que los libros, y el estudio, le dieron un tronco cultural fuerte y propio.

A sus 58 años, no sólo es uno de los más destacados intelectuales del país, sino que logró una Licenciatura en Ciencias Políticas, un Máster en Estudios para el Desarrollo de América Latina y desarrolló estudios de Doctorado en Gobierno y Políticas Públicas porque siempre tuvo una afición: analizar y ser arquitecto de la reconstrucción de un buen Estado. Basta mirar a Claudio Alpízar para pensar que en él nada mina el entusiasmo que se propone para alcanzar sus metas.

 

Es, y ha sido, un hombre perseverante, que ha luchado contra todo, que comprende que nadie debe ser derrotado, y muchos menos avasallado, siempre y cuando la sociedad no le niegue oportunidades. Tal vez por eso, Claudio es un costarricense que fue parte de una clase media baja, que entiende los problemas de cada uno de nosotros y que siempre proyecta calma, seguridad y mucha solidaridad humana.

Claudio se percibe como un triunfador que, además, se ha convertido en uno de los mejores entrevistadores de la televisión y la radio costarricense en programas, bajo su responsabilidad, cómo los son “Noche sin Tregua” (décima temporada) y “Café y Palabras” (sétima temporada).
Aunque siempre aclara que no es periodista, no hay duda que como entrevistador maduró de prisa y como analista siempre es certero y dice lo que piensa, una virtud que escasea entre los políticos.

Entre tres mujeres. Claudio Alpízar entendió, hasta los siete años,que llevaba los mismos apellidos de su madre. Es hijo de un padre ausente. Fue a los 29 años cuando conoció a su padre, mientras trabajaba en la UCR y recién se había casado con una ex Miss Costa Rica. Ese acercamiento tardío con su padre, poco influyó en él porque nunca miró a su progenitor como parte de una corriente tumultuosa de su existencia. Tal vez por eso es que, la ausencia de su padre, un hombre de negocios a quien también le gustaba la política, quizá, le heredó futuras conductas que ahora reconoce.

Pero ante la ausencia de su padre, reconocida sin rencor, uno de los mayores beneficios que ha recibido Claudio es que creció entre su abuela Etelgive Otoya, su tía Carmela y su madre Mary. Todas ellas le dieron el amor y la estabilidad emocional que siempre necesitó para convertirse en un triunfador. Su abuela, al igual que su padre, era una mujer emprendedora que crió a siete hijos a punta de esfuerzo mientras manejaba una fábrica artesanal de achiote.

Eso le proporcionó a Claudio, la capacidad para entender a quienes reclaman justicia social y más oportunidades para salir de los problemas. Cuando se busca en Claudio el hombre debajo de la política también te encuentras, por ese largo recorrido por la vida, a un hombre que no es dócil frente a los poderes ni está sujeto a engaños.
“La vida siempre me ha dado oportunidades. En mi casa no me faltaron alimentos, Me sobró cariño ”, dice cuando recuerda con dolor la muerte de su abuela y la de su madre sucedida hace dos años.

A este politólogo no le gustan los cretinos. Habla lo que es justo hablar sin callarle nada a nadie.  Tal vez por ello, cuando se trata de dar una lucha, para él no debe existir un párrafo inocente. 

Las luchas se dan de frente sin rendirse ante nada. Igual sucede con el país, para él, las batallas y las necesidades de cambio deben ayudar a la gente a salir de la pobreza o abandonar los problemas.


Aunque siempre practica la tolerancia, Claudio reconoce que cuando debe combatir un mal, tiene todo el carácter y el empeño de decir, primero, la verdad y luego de extender cada vocablo hasta que se encuentre la solución.

 

Ese carácter lo muestra desde mucho antes de que decidiera conducir un programa de entrevistas donde, normalmente, fija su posición editorial. Y si algo le ha enseñado la vida a Claudio, aún desde joven, es que se debe decir lo que piensa por desagradable que fuera. Para hacer eso, separa las circunstancias y las emociones. Eso lo convierte en un hombre tenaz que muchas veces habla de la política de forma hasta irreverente.

Lo hace porque, este hombre, casado con la ex Miss Costa Rica de 1985, Rosibel Chacón Pereira, y padre de dos mujeres, no se deja arrastrar por el lenguaje oscuro de la política.
Tampoco hay demagogia que valga en él. Odia caer en las trampas de la mala política que logró detectar y desenmascarar desde las aulas universitarias. Por eso prefiere no tener compromisos con políticos fatigados. El cree en otra fórmula: el líder es el hombre que sólo debe el poder a sí mismo.

¿Por qué el camino político?. Cuando se graduó en el colegio con notas honor, Claudio Alpízar hizo lo mejor que hace un buen hijo: decidió buscar un trabajo para suavizarle la carga a su madre. Eso lo llevó a estudiar de noche en la Universidad de Costa Rica porque consiguió una plaza en el desaparecido Banco Anglo.
Eso le impidió cumplir uno de sus sueños…estudiar arquitectura, diseñar edificios y casas. Pero sus deberes laborales lo pusieron en un sueño mayor: dedicarse a estudiar el Estado que necesitan los costarricenses.

Tanto le atrajo a Claudio Alpízar las Ciencias Políticas que se pasó a trabajar, por nueve años, a la Universidad de Costa Rica desde donde avanzó a obtener su licenciatura en Ciencias Políticas, hasta concluír el programa de estudios de Doctorado en Gobierno y Políticas Públicas.

Claudio no sólo ha llegado a tener una enorme influencia en la opinión pública costarricense, sino que sabe que Costa Rica está desmantelada, que muchos han ensuciado al país desde el poder, que las gestiones públicas se hacen con profunda ineficiencia y que debemos frenar, el avance hacia una época de decadencia.

Claudio no se engaña: sabe que hace rato dejamos de ser lo que antes éramos y que, a veces, la conciencia de la sociedad los políticos la quieren matar a punta de somníferos.

Un hombre de soluciones. Claudio Alpízar no se acercó nunca  a la política para enriquecerse ni para obedecer a grupos de presión.

Si pretende poseer una dosis de poder es para solucionar los problemas de los costarricenses y hacerlo sin ataduras con nadie, en busca de la justicia que merecemos todos.

Para encontrar soluciones para los costarricenses, Claudio no teme confrontar a cualquiera que lo único que pretenda es elevar sus privilegios o profundizar la desigualdad.

Por todo eso es que se considera un político influenciado por personajes de la talla de Robert Kennedy, Mahatma Gandhi, Winston Churchill y otros personajes que se han sellado en su mente, desde que era un niño.

28 noviembre de 1962

Nació Claudio Alpízar Otoya

Marzo de 1969

Ingresó a la escuela Miguel Obregón Lizano

En donde se graduó en noviembre de 1974

Marzo de 1975

Ingreso al Liceo Mauro Fernández Acuña

Y en diciembre de 1979 se graduó de bachiller

Marzo 1980

Ingreso a la UCR

En abril de 1988: se gradúa como Bachilleren Ciencias Políticas.
En Octubre de 1990: obtiene el título de
Licenciado en Ciencias Políticas de la UCR

Diciembre de 2010

Concluye Maestría

en Estudios Para el Desarrollo, en la Universidad Nacional

Diciembre de 1987

Se casa con Rosibel Chacón

7 de octubre de 1989. Nace Gloriana, su primera hija
11 de diciembre de 1994. Nace Valeria, su segunda hija

31 agosto 2012

Primer programa “Noche sin Tregua”

28 de setiembre de 2011

PLN Subsecretario
de Educación

de la Secretaria de Educación Política del
Partido Liberación Nacional

Febrero del 2012

Director Instituto Rodrigo Facio

Partido Liberación Nacional

2009 al 2018

Profesor universitario

en la Universidad Internacional de las Américas (UIA),
en Relaciones internacionales. 2014, Universidad Latina.
2007-2020 Profesor en Ciencias Políticas,
Administración Pública y Maestría en Administración
Universitaria en la UCR

20 de setiembre de 2018

Fallece su madre

El día más triste de su vida

2009 al 2018

Investigador CICAP-UCR

Centro de Investigación y Capacitación en Administración Pública.

1990 al 2012

Empresario

2006 al 2010

Asesor Asamblea Legistativa

En la Actualidad

Director productor TV y radio

"Noche sin Tregua" y "Café y Palabras"
1990-2012 Empresario